¿Por qué la Interculturalidad es importante para el desarrollo sostenible?

Los modelos de desarrollo implementados en América Latina están basados en la extracción de los recursos naturales no renovables y la expansión de la frontera agrícola, desconociendo la diversidad cultural. También, han generado impactos ambientales negativos y quebrantado formas de economía solidaria. La falta de reconocimiento de la diversidad cultural ha profundizado la exclusión y la discriminación de pueblos indígenas y afros.

Estas dinámicas se han territorializado en contextos culturalmente diversos y de innumerable riqueza cultural. En algunos casos, existen también profundas desigualdades caracterizadas por la discriminación y negación, que han dado origen a procesos de reivindicación social que en ocasiones han desembocado en enfrentamientos violentos, dejando a su paso mayor ruptura del tejido social, resentimientos, enfrentamiento entre semejantes y el deterioro de las relaciones entre ciudadanos de un mismo país.

Esto ha configurado una alta conflictividad social y socio ambiental en la región hasta el punto de la confrontación, la polarización y el enfrentamiento violento.

Con estos antecedentes, Fundación Futuro Latinoamericano (FFLA) asume el desafío de promover nuevas formas de accionar para la reconstrucción relacional y potenciación de las relaciones interpersonales entre la diversidad de actores. Este curso propone un enfoque centrado en la persona, como un factor importante para la transformación positiva de la conflictividad social y concreción de la interculturalidad como una forma de vida.

Hasta este momento, FFLA ha apoyado el desarrollo de competencias interculturales en más de 50 promotores interculturales y ha promovido transformacionesimportantes, como es la articulación de visiones de planificación, el ejercicio del diálogo intercultural y la reconstrucción relacional para la transformación positiva de conflictos en tres provincias amazónicas del Ecuador.

La transformación de conflictos y las reformas estructurales dependen, entre otras cosas, de la posibilidad de la toma de conciencia de las historias personales, patrones, creencias y desde este autoconocimiento, aproximarse a una nueva mirada de las relaciones interpersonales y las relaciones entre y dentro de las culturas.

El curso busca promover el entendimiento, la compresión y la complementación de visiones de desarrollo e impulsar iniciativas que propicien las condiciones y contextos en los que la gente pueda avanzar hacia la interculturalidad.

FFLA concibe la interculturalidad más allá de la dimensión conceptual política ideológica. Se enmarca en un proceso que parte del ámbito personal para avanzar al nivel colectivo. El punto de partida es el paradigma del ser-pensar-actuar como una práctica personal y colectiva que posibilita el establecimiento de una sociedad más justa y solidaria, donde las personas se conocen a sí mismas, comparten sus conocimientos y saberes, dialogan de manera equitativa desde su identidad, y tienen la posibilidad de co-construir la sociedad.

¿Por qué es importante avanzar a la interculturalidad?

El curso empieza con un trabajo interior en el individuo a partir del autoconocimiento y la identidad personal. Esto deviene en el encuentro reconciliador para el establecimiento de conexiones de la persona con los otros, desarrollando sus habilidades sociales y afectivas. El curso parte de la premisa de que cuando una persona se quiere a sí misma no lastimará, devaluará, excluirá a otros o a sí misma. Hay magníficas posibilidades de que pueda enfrentar la vida desde una postura de dignidad, sinceridad, fortaleza y apertura a valorar lo diferente. Desde ahí, aparece un estado de autoestima elevada y tendrá una mejor mirada y comprensión del otro como un legítimo otro y digno.

¿Quiénes pueden vivenciar la interculturalidad?

Este proceso está diseñado para que la diversidad de actores vivencien un proceso intercultural: individuos, integrantes de organizaciones sociales, empresarios, académicos, habitantes de los pueblos y nacionalidades indígenas, personas tomadoras de decisión.

¿Cómo se desarrolla?

La metodología es eminentemente reflexiva, participativa y de acción para la transformación personal positiva y vivencial de la interculturalidad; y, está centrada en el aprendizaje por competencias: EL SABER (conocimientos y saberes propios); EL SABER HACER (desarrollo de habilidades y destrezas); EL SABER ESTAR (ser parte del presente en el aquí y ahora); EL SABER SER (deconstrucciones, cambios actitudinales y paradigmáticos).

¿Cuáles son los contenidos?

El curso de interculturalidad se desarrolla por sesiones con una duración no menor a 16 horas.
Sesion 1 Clarificando Cultura; De la Pluri, Multi a la Interculturalidad; Raza, Racismo, Racialidad.
Sesion 2 Autoconocimiento: Autoestima e Identidad.
Sesion 3 Respeto: Trato con Dignidad, Escucha Respetuosa.
Sesion 4 Dialogo Horizontal: Relaciones Ganar - Ganar.
Sesion 5 Comprensión mutua: Empatía.
Sesion 6 Sinergia: Valor de la Diversidad.
Sesion 7 Complementariedad: Dualidad, Reciprocidad.
Sesion 8 Acciones Comunes.